Desnuda bajo el sol

Escrito por Marié

22 de octubre de 2021

El placer femenino explicado por una escritora

 

«¡Qué extraño y terrible le parecía estar desnuda bajo el sol! ¡Qué delicioso!

 

Se sentía como una recién nacida abriendo los ojos en un mundo que le era familiar pero desconocido hasta entonces.»

 

– Kate Chopin, El despertar

Así comienza el libro «Vagina: A New Biography» de Naomi Wolf.

Naomi Wolf nació en Estados Unidos un 12 de noviembre de 1962, coincide con mi fecha de nacimiento, excepto en el año. Me gustan las sincronicidades.

Es autora de grandes éxitos de venta y nos acerca con este controvertido libro: Vagina (Kairós), a una sorprendente indagación, profundización y avance científico en el tema.

Su trayectoria personal y la historia cultural es utilizada para replantear de forma radical nuestra manera de entender la vagina y, por consiguiente, de entender el sexo femenino.

Aclamado por el Publishers Weekly como uno de los mejores libros de ciencia del año de publicación, Vagina es un libro provocador y particularmente ameno. Se adentra en la relación que tiene lugar entre la experiencia que las mujeres tienen de su vagina con su cerebro, lo cual implica el sentido de sí mismas. «La vagina es parte del cerebro de la mujer, dice la autora».

¿Vemos que replantea este libro?

Con este libro, Naomi Wolf reconsidera, de una forma completamente original e inteligente, el papel de la vagina tanto en el amor como en la sociedad.

Este libro ha levantado una gran polémica, con considerables alabanzas y muy duros detractores. Pero no han impedido que se convierta en un éxito de ventas en EE. UU.

Su tema principal se basa en una particular y provocativa mirada a la sexualidad y a la consciencia femenina.

Nuestra visión de la sexualidad femenina está completamente desfasada. Naomi Wolf, aclamada y reconocida crítica cultural, consultora política y autora de algunos de los más importantes éxitos de venta recientes, nos propone una revisión en profundidad del rol, la acción, el significado y hasta la historia de la vagina.

Y es que, según Naomi Wolf, la vagina es un componente intrínseco del cerebro femenino. Por tanto, posee una conexión esencial con la consciencia femenina. Asimismo, la autora profundiza en el rol de la vagina en el amor, la sexualidad, la espiritualidad, la sociedad e incluso la política. Vagina es un libro muy provocador y ameno, sin duda destinado a convertirse en un clásico contemporáneo.

La escritora, revela información científica que cambia el concepto que la mayoría de nosotros, tanto hombres como mujeres, tenemos sobre este órgano. De hecho, la vagina deja de ser meramente un “órgano sexual” y se revela como un sistema en sí mismo.

Cuestión de química

La autora explica detalladamente que: “Pocos de nosotros sabemos que cuando una mujer tiene un orgasmo, e incluso antes de eso, se siente empoderada al pensar en sexo placentero. Lo anticipa, se concentra en cómo conseguirlo, se siente en control y en conocimiento suficiente de su cuerpo para saber que va a experimentar un orgasmo durante el sexo. Su cerebro recibe una descarga del neurotransmisor dopamina. Después, durante el orgasmo, también se liberan opioides y oxitocina. Esta experiencia no solo da placer, un hecho que es bien sabido; también genera estados de conciencia específicos”.

La dopamina, a la que Wolf llama “el máximo neurotransmisor femenino”, genera motivación y orientación hacia objetivos; confianza en el propio juicio y, lo más notable de todo, confianza. Análogo a lo que produce la cocaína pero sin sus obvias repercusiones. Los opioides le dan al cerebro la sensación de éxtasis y trascendencia. Y, finalmente, la oxitocina crea una sensación de intimidad, empatía y cuidado.

Con todo esto, y dado el baño químico que implica la sexualidad femenina, se puede decir que la vagina no es solo un órgano sexual, sino un mediador poderoso de la expansión femenina, la creatividad y la conciencia que se tiene de las conexiones entre las cosas.

Wolf explica, además, cómo reaccionan las vaginas ante las violaciones, violentas o no violentas, y ante la estimulación de distintos puntos de placer. De esto último agrega, con base en estudios neurocientíficos, que no es que la mujer tenga múltiples puntos orgásmicos, sino que mediante uno solo se ramifica como un manojo de nervios que brotan de una misma mente. Es por eso que estimular dos puntos a la vez llega a ser tan explosivo.

La información en su libro es, al menos, transformadora: el hecho de saber la manera tan profunda en que afecta la vagina a la conciencia femenina, a su autonomía y a su toma de decisiones es ya un punto de inflexión en la información.

¿Belleza, manipulación, comercio?

Hoy en día, la noción de que los ideales de belleza son una construcción social, manipulada por los anunciantes y comercializada con ánimo de lucro, es una convención, no un argumento minoritario.

Así de optimista se muestra Naomi Wolf  respecto al calado de sus ideas en un artículo que ha escrito para el periodico británico The Sunday Times. Wolf se dio a conocer en todo el mundo en 1991 con su libro El mito de la belleza (Salamandra). En él defendía que, conforme la mujer había ganado prominencia social y espacio en la esfera pública, los estándares de belleza física se habían hecho más exigentes, conduciendo a un peligroso aumento de los desórdenes alimenticios y las operaciones de cirugía estética.

En su opinión, pese a que las amenazas a la mujer que identificaba en su exitoso ensayo no solo no han remitido, sino que en muchos casos han crecido.

Cada vez más mujeres están decididas a revertir la tendencia: “Hoy la retórica de la imagen se centra en estar lo más sano posible, independientemente de lo que se pese”.

Belleza & Salud

Muchas mujeres están llegando a los 50 sintiéndose tan bien como en la universidad y siendo más atractivas que entonces…

La escritora explica que, pese a haber luchado siempre en contra del mito de la belleza, le quedaba la duda de cómo iba a enfrentarse a su propio envejecimiento.

Finalmente, cuenta, no ha experimentado ni un ápice de dolor en la perdida de juventud. Y cree que tampoco lo han experimentado muchas mujeres conocidas y admiradas.

En su opinión, las mujeres de mediana edad ya no ven a las más jóvenes como rivales, sino como discípulas. “Gracias a los avances en la salud y la sensibilización sobre el bienestar”, muchas mujeres están llegando a los 50 sintiéndose tan bien como en la universidad. Siendo más atractivas que entonces.

Esto, según explica Wolf  tiene efectos también sobre las jóvenes. “No veo a las mujeres jóvenes mirando a las mujeres de entre cuarenta y cincuenta años con lástima o desprecio: veo cómo las admiran e, incluso, las usan como consejeras”.

La revelación vaginal Wolf, mezcla experiencias personales con sus nuevos pensamientos acerca del órgano genital femenino.

Cambios

Pese a estar mejor que nunca, sentirse deseada y tener éxito, Wolf tuvo que pasar por una experiencia que le hizo replantearse ciertas cosas.

Explica en su libro Vagina, como de un día para otro, la calidad de sus orgasmos decayó.

Pasaron de estar “llenos de luz y color” a ser algo “apagado y sin vida”.

El origen de la ausencia de placer, tal como ella sospechaba era un problema físico, no psíquico. Un tipo leve de espina bífida. Su espina dorsal no estaba correctamente alineada y aplastaba una rama del nervio pélvico.

Todo esto, tal como cuenta Wolf en el libro, fue una revelación:

¿Esto es lo que diferencia a los orgasmos vaginales de los de clítoris?

¿La conexión neuronal?

¿No la cultura, ni la crianza, ni el patriarcado, ni el feminismo, ni Freud?

La mejor manera de alcanzar un orgasmo, como mujer, tiene su base fundamental en las conexiones neuronales. Está claro: “La vagina y el cerebro son esencialmente una sola red, un solo sistema”.

Todas las personas, y en este caso las mujeres necesitan tener relaciones sexuales satisfactorias.

En el libro, se entrelazan determinados hallazgos científicos con teorías que rozan lo místico. Nos explica que la conexión cerebro-vagina tiene un componente emocional e, incluso, espiritual.

Tal como explica la escritora, existe una epidemia de insatisfacción sexual femenina. Esto tiene que ver, precisamente, con un desconocimiento profundo sobre su órgano genital y su importancia en la vida.

Opiniones… detractores… críticas

Su tesis final ha sido atacada por la mayoría de los columnistas de la prensa anglosajona (mujeres, en su mayoría), por su aspecto reaccionario. Explica como las mujeres pueden aprovechar su creatividad, de manera óptima, cuando tienen en su vida sexo satisfactorio.

El nuevo libro de Wolf ha provocado todo tipo de reacciones en la red y cuesta encontrar alguna positiva.

Kaitie Roiphie, conocida columnista del New York Times, Vogue y Slate, donde ha publicado su crítica de Vagina, ha sido quizás la más dura. En su opinión, Wolf se parodia a sí misma en su nuevo libro. Deja más claro que nunca lo que en realidad ha sido siempre. “Una criatura de la fantasía pública, un reflejo de nuestro deseo por ser víctimas atractivas, abiertas al reduccionismo, en busca de respuestas fáciles con una narrativa sencilla”.

Al fin y al cabo, como apunta Ariel Ley en The New Yorker, las ideas de Wolf están de moda. Según el columnista, el paralelismo entre Vagina y Cincuenta sombras de Grey, la novela erótica que está arrasando entre las mujeres de la edad de Wolf, es evidente. “El libro de Wolf pertenece claramente al mismo reino de la imaginación erótica. La escritora ha encontrado una amante a la que debemos complacer, servir y dar honores. Hay una nueva dominatrix en la ciudad. Y su nombre es Vagina”.

– Fuentes:  lagargolavng, mec.izolace-strech-olomuc, tematika…

Nadie se ha preguntado antes:

¿Por qué hasta ahora se había guardado silencio científico al respecto de estas cuestiones?

¿Sexo femenino, el gran olvidado?

Aunque no todo lo escrito en este libro me convence, es de agradecer la imperiosa voluntad de recuperar a la diosa femenina, a la mujer completa, en este mundo exageradamente fálico.

Es necesario insistir en que debemos tener, como mujeres, una vida sexual plena y satisfactoria, y garantizar así nuestro bienestar y empoderamiento.

 

¡Namasté!

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

También te puede gustar…

¿Seremos nosotros alienígenas?

¿Seremos nosotros alienígenas?

Era bien pequeña cuando ya escuchaba a mi padre decir que probablemente seríamos nosotros los extraterrestres. Después...

Nunca me marché

Nunca me marché

Ya lo sabes. Nunca me marché. Es algo maravilloso, mi alma sigue caminando junto a la tuya, junto a las vuestras,...

Compañero de una maga

Compañero de una maga

Mi hombre. El que peregrina a mi lado, es el compañero de una maga. Al menos es lo que intuyo ser desde que tengo...